cb83_2noti.jpg
9/8/2012 
Por:clarin.com
Los festejos patrios que se iban a desarrollar el 6 de agosto en Buenos Aires se vieron empañados por la muerte de la niña Lizbeth Muñoz Álvarez, de 14 años y de Yapacaní, Santa Cruz

Documento sin título

 

 

LA HISTORIA SE REPITE HOY ES UNA NIÑA DE 14 AÑOS Lizbeth Muñoz Álvarez LA ENCUENTRAN VIOLADA Y ESTRANGULADA

Por:clarin.com
Los festejos patrios que se iban a desarrollar el 6 de agosto en Buenos Aires se vieron empañados por la muerte de la niña Lizbeth Muñoz Álvarez, de 14 años y de Yapacaní, Santa Cruz. Vivía con sus padres y sus dos hermanos de 7 y 11 años



Entierro. El ataúd de Lizbeth Muñoz en Buenos Aires.

VIOLAN Y MATAN A UNA CHICA Y TIRAN
SU CUERPO DESDE UN AUTO

La estrangularon. Tenía 14 años y vivía en el Bajo Flores. El jueves fue al colegio y no regresó a su casa. En la madrugada de ayer, un testigo vio cómo se deshacían del cadáver. No hay detenidos.


Pericias. El lugar donde tiraron el cuerpo de Lizbeth, en Lugano, cercado por los peritos policiales. /juan jose traverso

El jueves, como todos los días, su familia la esperaba para almorzar. Pero Lizbeth, de 14 años, no volvió del colegio al mediodía, como era su rutina . Pasaron las horas y sus padres, cada vez más preocupados, comenzaron a llamar a sus amigos para ver si estaba en la casa de alguno de ellos. También interrogaron a sus vecinos para saber si la habían visto. Ante la falta de noticias, ya muy alarmados, hicieron la denuncia de su desaparición esa noche, en la comisaría 34.

Unas horas después, sobre la madrugada de ayer, se enfrentaron a lo peor: el cuerpo de la chica había sido encontrado tirado, golpeado y semidesnudo en un descampado del barrio porteño de Villa Lugano.

La habían arrojado desde un auto
.

Había sido abusada sexualmente . Y la causa de su muerte había sido asfixia por compresión: la estrangularon .

Lizbeth vivía con su familia (padres y hermanos, todos de origen boliviano) en la villa 1–11–14, del Bajo Flores. Pese a que éste es conocido como un barrio conflictivo, con un serio problema de narcotráfico , ayer nada les hacía pensar a los investigadores que el homicidio de la adolescente tuviera que ver con un ajuste de cuentas.

“Hasta donde pudimos averiguar era una adolescente normal , con una familia común, que iba al colegio y pasaba a buscar a sus hermanitos por la escuela”, confió una fuente del caso a Clarín .

Ayer los investigadores comenzaron a estudiar el entorno de la víctima. Se ordenaron pericias sobre la computadora que usaba la chica en su casa y también se pidieron los registros de su número celular, aportado por su familia. Para la fiscalía Distrital de Pompeya –a cargo del caso– es central conocer los últimos contactos de la adolescente , ya sea a través de su teléfono o de las redes sociales.

La búsqueda oficial de Lizbeth comenzó pasadas las 22 del jueves, cuando su padre se presentó en la comisaría 34 y se inició un sumario por averiguación de paradero. Según confiaron a Clarín las fuentes consultadas, en esa zona se suelen tomar muchas denuncias de ese tipo que finalmente terminan con la aparición de los adolescentes. Pero éste no fue el caso .
Sobre las dos de la madrugada un vecino de Villa Lugano se comunicó con la

Policía para alertar que habían tirado un cuerpo desde un auto. El vehículo (se sabe que era de color claro, pero el testigo no llegó a ver ni marca ni patente) tomó de contramano por la calle Larraya al 3400, llegó hasta el cruce con la colectora de la autopista Dellepiane (a pocos metros del Complejo Habitacional Samoré) y tras hacer una maniobra violenta tomó por la colectora hacia el sur.

Tras esperar unos minutos, el vecino se acercó hasta un obrador que tiene poca iluminación y encontró en la vereda el cadáver semidesnudo de una chica.

Sólo tenía puesta una remera
.
Fuentes policiales explicaron a la agencia Télam que el cuerpo tenía a simple vista varias hematomas en el cuello, como las que se producen en un estrangulamiento.

Todo indicaba que la habían violado, cosa que confirmó la autopsia
.
El hombre llamó de inmediato a la comisaría 48, cuyo personal cercó el área para facilitar la tarea de los peritos de la Policía Científica. La joven fue rápidamente identificada porque se entrecruzaron los datos y pronto se descubrió que en la comisaría 34 había una solicitud de paradero de una adolescente. Lizbeth fue reconocida por familiares poco después.
El vecino que halló el cadáver prestó testimonio ayer a la madrugada en la comisaría 48, mientras la Fiscalía ordenaba la autopsia del cuerpo en la Morgue Judicial.

 

 

 
  comunidadboliviana.com.ar@gmail.com
 
 




print.gif  friend.gif